6 abr. 2018

Los once meses de guerra de Antonio Machado en Barcelona

Justo al lado de la pensión de Collioure donde murió en febrero de 1939 acaba de abrir las puertas la nueva Mediateca o biblioteca pública que lleva su nombre y que albergará igualmente la sede de la Fundación Machado local. En la localidad valenciana de Rocafort, la Generalitat valenciana y el Ayuntamiento negocian la compra del chalet Villa Amparo, donde Machado se alojó durante una parte de la Guerra Civil. A continuación  vivió en Barcelona los once meses finales de la contienda, en la Torre Castañer del Paseo de Sant Gervasi, donde ninguna placa lo recuerda. Al estallar la guerra Machado tenía el domicilio familiar en Madrid, junto a la madre y algunos de los hermanos. Decidió quedarse en la capital asediada por los facciosos
como gesto de apoyo a la legalidad republicana. Costó largos meses convencerle de que siguiese los pasos del gobierno republicano y se refugiase en Valencia. Fueron instalados a finales de noviembre de 1936 en un chalet de las afueras, en la localidad de Rocafort, durante cerca de año y medio.
Ante el progreso de las tropas franquistas, el gobierno republicano emigró de nuevo, esta vez a Barcelona, más cerca de la frontera francesa. Antonio Machado y los familiares se alojaron desde finales de abril de 1938 en el hotel Majestic del Passeig de Gràcia, entonces centro de invitados oficiales y corresponsales extranjeros.
El barullo del céntrico establecimiento aconsejó al cabo de un mes instalar al grupo familiar en la Torre Castañer del Passeig de San Gervasi, cerca de la plaza de la Bonanova, propiedad del exiliado vizconde de Güell.
El debilitado estado de salud, los bombardeos y el cariz pesimista que tomaba el desenlace de la guerra hicieron que prácticamente no saliera de la casa durante toda su estancia. Escribió artículos para el diario La Vanguardia, grabó emisiones radiofónicas y recibió visitas. La partida hacia Francia en una comitiva de autoridades republicanas se fijó el domingo 22 de enero de 1939 por la noche, con pasaportes y visados expedidos en regla.
Aquel mismo día el poeta envió su artículo a La Vanguardia, que ya no se publicó. Cruzó la frontera por la carretera litoral de Portbou el 27 de enero. Al día siguiente tomó el tren francés local hasta la vecina localidad de Collioure, donde se alojó con sus familiares en una pensión, a pesar de que el gobierno republicano le notificó que le esperaban en Perpiñán o París, donde habría encontrado condiciones de permanencia más favorables.
Al mes siguiente el vizconde de Güell recuperaba la propiedad de la Torre Castañer y Antonio Machado moría en la pensión de Collioure, veintiséis días después de su llegada.

0 comentarios:

Publicar un comentario