30 ene. 2020

La mujer payesa, un descubrimiento tardío y bienvenido

Algunas revistas locales tienen el mérito de publicar informaciones de proximidad que los medios generales no valoran lo suficiente. A veces esas revistas locales están muy bien hechas y despiertan un entusiasmo lector que arrastra a aplaudirlas. Es el caso del último número de la revista semestral Alberes, dedicada desde 2009 a la franja fronteriza ampurdanesa. La dirigió de forma esforzada desde el principio David Pujol, que acaba de ser relevado per Roser Bech Padrosa. La nueva directora debuta con un dossier de impacto sobre "La dona a pagès” que ya lleva su marca. Los artículos hacen justicia de forma detallada y poco usual a protagonistas con frecuencia silenciadas. El tema, colocado en según qué manos, se prestaría a un arcaismo antropológico, una nostalgia de la antigüedad, un enfoque de vuelo corto y sabido. En cambio este número de la revista Alberes es de una modernidad escandalosa, de una actualidad rabiosa, cargado de informaciones de detalle sobre el presente a través de ejemplos personalizados que expone por escrito y en fotografía. Es preciso apresurarse a leerlo ni que sea para ver escrito negro sobre blanco que el retrato literario de los

28 ene. 2020

Los colores grises de París son de otra clase de gloria

Los grises invernales de París suelen a presentarse con el velo de humedad del clima atlántico, sumado a la capa de contaminación atmosférica que destiñe  el aire de la capital. Sin embargo algunos días selectos luce un rayo sol que incita los grises parisinos a adoptar, exaltados por un ímpetu biológico, un tono trémulo y efusivo. Si llueve es preciso refugiarse en el interior del Louvre para contemplar desde los ventanales los jardines de las Tullerías, acudir a alguno de los conciertos gratuitos de órgano en la nave gótica de la iglesia de Saint-Merri o encerrarse en la habitación del hotel a practicar yoga o lo que sea con libertad,

26 ene. 2020

La maravillosa historia de la evolución en la mísera choza de Palau Saverdera

A las afueras de Palau Saverdera, entre el golfo de Roses y el cabo de Creus, se ve unas mísera choza que en realidad valen su peso en oro porque evoca una prehistoria milenaria y decisiva. Se trata de la reconstrucción del poblado megalítico de Ca n’Isach. Los actuales carteles explicativos del espacio gestionado por la entidad Vía Pirena intentan resumirlo, puesto que entender la prehistoria exige una visión abierta de compás. La humanidad abandonó la prehistoria para entrar en la historia al hacer aparición los documentos escritos, lo que se produjo en las costas orientales del Mediterráneo a partir del año 3000 aC con el nacimiento de ciudades, civilizaciones e imperios: sumerios de Babilonia, minoicos de Creta, micénicos de

23 ene. 2020

Elvira Pujol: la primera y última farera del cabo de Creus

En los faros hubo esposas e hijas de fareros que les ayudaban, pero farera titular solo una: Elvira Pujol Font. La conocí cuando debutó en el faro de Sant Sebastià (Palafrugell) en 1980, momento al que pertenece la foto adjunta tomada por el colega Joan Víctor. Acto seguido ganó la plaza del faro de cabo de Creus. Allí vivió durante veinte años seguidos, antes de abandonarlo voluntariamente por el cambio moderno de las condiciones de trabajo. Elvira Pujol Font, nacida en L’Escala en 1950, estudió Magisterio y trabajó en la escuela pública y la privada antes de presentarse en 1979 a las oposiciones de Técnico de Señales Marítimas, los antiguos fareros. Su intención era desde el primer momento solicitar la dura plaza del cabo de Creus, aunque primero tuvo que hacer un largo recorrido de auxiliar, a la espera de que la plaza se encontrara disponible. Logró su sueño en 1982. A diferencia de los faros situados a proximidad de un núcleo urbano, el del cabo de Creus se caracteriza por el aislamiento, los siete kilómetros sin ni un alma que le separan de Cadaqués. También por ser uno de los más atractivos del mundo mediterráneo, por la fuerza del lugar. Vivir ahí en condiciones de

21 ene. 2020

Las olas seguirán batiendo contra los vagones del tren de Mataró

Desde 1848 el tren de Barcelona a Mataró discurre a orillas de la playa. Todo el mundo sabe que se ha convertido en insostenible por la mengua de tierra de la franja costera. Los días de temporal, en el Maresme las olas baten contra los vagones en circulación de la concurrida línea R1 de Renfe. A través de la empresa responsable Adif, el ministerio de Fomento invierte en este momento 12,8 millones de euros para reforzar la escollera que sostiene la vía en los 2,2 kilómetros comprendidos entre Cabrera de Mar y Mataró, dentro de un trabajo de Sísifo igual de inútil que dragar cada año

20 ene. 2020

El cara a cara genial y dudoso entre Georges Simenon y Josep Pla

El escritor en lengua francesa más divulgado del mundo (500 millones de ejemplares de 500 títulos distintos) no es francés, sino belga. Nunca quiso abandonar la nacionalidad a pesar de vivir en Francia desde los 18 años, antes de hacerlo en Estados Unidos durante una década y en Suiza los 25 últimos años. Declaró: “No todos tienen la suerte de haber nacido en Liechtenstein o en Mónaco; entonces prefiero ser belga, faute de mieux (en ausencia de alternativa mejor), porque no significa nada”. El país pequeño y mal avenido ha producido otras figuras de talla como Maurice Maeterlinck, Henri Michaux, René Magritte, Paul

16 ene. 2020

No tengo palabras para expresar aquel instante, lo admito

Intento reproducir por escrito la descripción entusiasta que estaba expresando de aquel paisaje en el momento de la foto. Compruebo que no soy capaz. Recuerdo el contenido de las palabras que pronunciaba, sin embargo redactarlas ahora exigiría ajustarlas a unas normas más cojas que decirlas en vivo. La escritura está sobrevalorada, nunca podrá contener la vida y la carne del relato oral, el tono y el ritmo de la voz, la gestualidad corporal que la acompaña. La transcripción de las palabras habladas es un mal menor, en el mejor de los casos. Ya sé que, en general, se habla mucho para no decir nada. También se escribe mucho para no

13 ene. 2020

Vergüenzas ocultas de Carraci en el Prado y el MNAC

El Prado y el Museo Nacional de Arte de Catalunya (MNAC) anunciaron que presentarían en común en 2017 una amplia exposición del pintor italiano del siglo XVI Annibale Carracci, gracias a los destacados frescos murales del artista que poseen, procedentes de la tristísima peripecia de la iglesia romana de San Giacomo degli Spagnuoli o Santiago de los Españoles. La exposición no se celebró y ahora la anuncian de nuevo para el año que comienza. Debería servir también para recordar la desidia que llevó a abandonar el templo de la corona de Castilla en Roma, en plena Piazza Navona, y su apropiación desde entonces de la iglesia de la corona de Aragón en la vecina Via

11 ene. 2020

El vino nutre la sangre, y también unas cuantas cosas más

El autor de esta escultura metálica colocada en 2015 junto a la iglesia de Capmany tuvo una intuición fundamental. Se trata de un Monumento a los Donantes de Sangre que el artista local Joan Gardell Ventura quiso asociar a los granos del racimo de uva, por la tradición vinícola de la localidad ampurdanesa. En efecto, el vino nutre la sangre, hay una íntima relación. El vino constituye un milagro primigenio de la misma estatura que convertir el trigo en harina de pan o las olivas en aceite. Sin el vino no nos habríamos civilizado igual. Al convertir el hombre prehistórico una liana silvestre en cepa de viña y vinificar por fermentación el mosto o jugo de la uva, entendió que la tierra tiene una

9 ene. 2020

Puestos a citar ahora a Manuel Azaña, hagámoslo correctamente

Durante el reciente debate de investidura cuatro portavoces de grupos parlamentarios han citado, en un sentido u otro, palabras del presidente de la II República, Manuel Azaña. El reconocimiento de la realidad histórica se ha visto acompañado por un flagrante desconocimiento del papel de Azaña como jefe del Estado, escamoteado durante décadas. El partido al que representaba (Izquierda Republicana) solo podía darle un apoyo minoritario y tuvo que practicar la cultura de coalición a regañadientes y con juego sucio contra sus aliados del PSOE, mayoritarios en el gobierno. La principal potestad del presidente de lav República era designar la persona encargada de

7 ene. 2020

Los amantes de la niebla o tiene que haber de todo en el mundo

Los visitantes de determinadas comarcas interiores catalanas han experimentado estos días el fenómeno de la niebla con cierta sorpresa. Puede ser muy bucólico cuando solo dura un rato por la mañana, aunque francamente impertinente si se mantiene hasta el mediodía o no se levanta ni por la tarde. En Lleida ostentan el récord de tres semanas seguidas sin ver un rayo de sol por culpa de la niebla persistente, por algo la ciudad y su comarca ocupan el área geográfica de la Depresión Central... Algunos sostienen que este fenómeno atmosférico no debe verse negativamente. La condensación de la humedad ayuda a fortificar las plantas de los cultivos y los frutales... En cuestiones atmosféricas las predilecciones son muy variadas y divergentes. Viví algunos años en una comarca donde aun no han alcanzado ningún acuerdo sobre la valoración del viento de tramontana, dentro de un litigio muy contrastado. Personas con gustos distintos de los

5 ene. 2020

En el cabo de Creus había una sirena y yo la oí

El far de cabo de Creus de se vio completado en 1959 con este edificio anexo de una sirena acústica que emitía los días y noches de niebla unos gemidos lacerantes, unos mugidos tremebundos para avisar a los barcos de la proximidad de la costa. Con los nuevos sistemas de transmisión, la sirena ya no fue necesaria. Enmudeció en 1981 y fue derribada en 2006. Hoy la echo de menos en la punta del cabo todavía más prominente, más adentrada en el mar que el faro levantado en 1853 en el extremo más oriental de toda la Península Ibérica. En este aspecto, la sirena ganaba claramente al faro. Ha dejado un vacío en el paisaje físico y el paisaje sonoro. Recuerdo su presencia muda los días ordinarios y sus bramidos perfectamente

2 ene. 2020

Pequeños sueños despiertos en las mesas del Café de la Poste

En Perpiñán la meteorología mediterránea permite que mesas y sillas del Café de la Poste ocupen un lado de la plaza el Castillet todo el año. Es uno de los escenarios del centro donde el cliente puede estar seguro que verá desfilar en algún momento del día al conjunto de elementos de la vida ciudadana, igual que en los vecinos cafés de la rambla de la Lonja o de la plaza Aragó. No es necesario concretar citas, todo el mundo pasa ante estos tres observatorios en un momento u otro, por un motivo u otro. El Café de la Poste estuvo regentado durante largas décadas por la familia Vila, el padre Salvador Vila desde 1952 y el hijo Robert Vila y su mujer Marieke hasta la jubilación en 2016. La nueva gerencia de Julien Gerbaud (antiguo responsable del