28 feb. 2020

Aumento desbocado del precio de la vivienda: un escándalo y un volcán

Acaba de entrar en vigor en Berlín la ley que regula el aumento máximo del alquiler de pisos, aprobada por el ayuntamiento tripartito de izquierdas y recurrida  ante el Tribunal Constitucional por el gobierno conservador de Angela Merkel con la excusa de que se trata de una competencia federal y no municipal. Aquí permanece en el limbo la competencia legislativa del gobierno central en la materia, mientras todos reconocen que el precio de la vivienda se ha convertido en el principal problema que precariza más aun el futuro de la juventud mileurista y expulsa a las clases trabajadoras de la ciudad. Se han diagnosticado cincuenta mil formas de

26 feb. 2020

Los mármoles del Partenón, los mármoles de Melina Mercouri

La controversia perenne sobre la devolución a Atenas de los mármoles del Partenón arrancados en 1801 por lord Elgin, exhibidos desde entonces en el Museo Británico de Londres, acaba de prender de nuevo con la incorporación a las clausulas del Brexit de la posibilidad de negociar el “retorno o restitución a sus países de origen de objetos culturales retirados ilegalmente”. La clausula no provocará ni siquiera cosquillas a la postura inglesa, sin embargo algunas reclamaciones aparentemente inútiles revisten a veces un poder simbólico en el goteo persuasivo. No todos los brindis al sol resultan vanos. La campaña por el retorno de los

24 feb. 2020

Ser mediterráneo es un hecho corriente, declararse como tal no lo es

Más de un artículo sobre la muerte en París a los 99 años del periodista Jean Daniel, fundador y director del prestigioso semanario Le Nouvel Observateur, ha reproducido su frase: “Primero me siento mediterráneo, después francés y después judío”. Nacido de una familia judía en la Argelia francesa, era amigo de Albert Camus, de quien adoptó el mediterranismo retrospectivo de los franceses de origen argelino instalados en París. No es usual que los ciudadanos mediterráneos sean conscientes de serlo, menos aun en primer lugar de identidad. Generalmente cada persona se siente de un país, una ciudad y un barrio, a menudo por espíritu de singularización ante el país, la ciudad o el barrio de al lado. Un europeo puede llegar

21 feb. 2020

Considerarse un romántico irreparable debería ser motivo de orgullo

El romanticismo ha causado mucho daño en algunos terrenos, ha prestado el flanco a la manipulación de los sentimientos y la cursilería, aunque en otros aspectos ha representado la sal de la tierra. Yo soy un romántico pertinaz, rebelde, irreparable. Con frecuencia he pecado de ingenuo, pero eso me ha permitido conservar algunas ilusiones ante la decepción. Romántico no es incompatible con racional, más bien resulta complementario y saludable. Ayuda a gestionar las frustraciones y a combatir la pereza. Permite de vez en cuando verter lágrimas de alegría y exhalar suspiros de privilegio. Ser una persona romántica conduce al cielo o al infierno alternativamente, porque también es cierto que las plantas venenosas y la maldad humana existen,

19 feb. 2020

Cambó fue un mecenas igual que Franco construyó pantanos

¿A algien se le ocurriría enaltecer la figura del general Franco porque se dedicó a construir pantanos que eran muy necesarios? Lo mismo ocurre con Francesc Cambó, un anti-demócrata que financió el bando franquista durante la Guerra Civil, actualmente alabado porque también ejerció de mecenas de algunas iniciativas culturales gracias a su fortuna  acumulada en cuatro días mediante poco claros negocios internacionales. Se acaba de publicar un libro sobre la història de la colección Bernat Metge de traducción al catalán de autores clásicos grecolatinos, que él impulsó. El mecenazgo cultural de Cambó tenía como misión ocultar otro: su financiamiento del levantamiento militar franquista contra la legalidad republicana, mantenido hasta 1939 pese a demostrar desde los primeros compases de la guerra la crueldad con que pretendía arrasar materialmente el tejido social republicano, no

17 feb. 2020

Dulce sobremesa en el cabo de Afrodita, ahora llamado cabo de Creus

En la punta del cabo de Creus hay un faro y una antiguo cuartel de carabineros convertido en restaurante con fabulosas vistas sobre el inacabable relato homérico del mar y las calas ribeteadas de olivos tocados por la gracia de los dioses. Ayer comimos ahí unos pescados recién salidos salidos del agua y retratamos el bodegón.
Por alguna razón discutible, la punta del cabo de Creus tiene fama de salvaje, áspera, iracunda, insumisa, violenta, primitiva, como un paisaje mártir. En realidad hace el mismo tiempo que en todas partes. Determinados días resultan incómodos, en cambio gozar como hicimos ayer de los momentos de bonanza al sol invernal en estas mesas resguardadas del viento me ha proporcionado los mediodías más dulces, indulgentes y radiantes. El vértice rocoso del cabo de

14 feb. 2020

Las Diputaciones restauran castillos y monasterios, no sabemos por qué

Las Diputaciones asumen entre sus funciones la restauración de algunos monumentos históricos (castillos, monasterios, ermitas). Es natural que la de Barcelona haya querido dedicar una pequeña exposición en su sede de la Rambla de Catalunya a ejemplos de la tarea realizada en este terreno, abierta hasta el 17 de mayo. La imagen aérea del castillo de Boixadors en Sant Pere Sallavinera recién restaurado en la comarca de Anoia (foto adjunta) es magnífica, pero la exposición silencia una de las principales cuestiones: ¿por qué se restauran con dinero público

12 feb. 2020

L’Hospitalet de Llobregat quiere salida al mar como el río: no será fácil

El sentimiento de posesión debe ser uno de los más antiguos de la humanidad y siempre se ha visto asociado a la disputa por la defensa del límite territorial de cada uno, a veces hasta extremos ridículos pero sangrantes. Ahora el Ayuntamiento de L’Hospitalet de Llobregat (segunda ciudad de Catalunya por volumen de población) lamenta haber perdido en 1920 su salida al mar en la desembocadura del Llobregat y la quisiera recuperar. El consistorio vecino de El Prat de Llobregat replica que ni hablar de modificar los límites municipales en detrimento suyo. La cuestión puede acabar en los tribunales, que también es un mecanismo muy antiguo

10 feb. 2020

Francia nos dio los Borbones, contrapartida pendiente

A la muerte del rey español Carlos II el Hechizado, de la casa de Habsburgo o de Austria, fallecido inesperadamente a los 39 años sin descendencia, con la salud minada por la cadena de matrimonios consanguíneos, la dinastía de los Borbones fue implantada en España por Francia, de donde provenía, dentro de un pacto entre una parte de las cases reales europeas. El nieto del rey francés en ejercicio, Luis XIV de Borbón, se convirtió en Felipe V de España. Un muchacho de diecisiete años (pintura adjunta), nacido, criado y proclamado rey en Versalles llevó a partir del 1700 la corona de España sin hablar ni una palabra de ninguna de las lenguas del país que se disponía a gobernar con mano de hierro, igual como gobernaba su absolutista abuelo francés. Dentro de la lucha por la hegemonía entre primeras potencias y entre principales dinastías reinantes (Borbones y Austrias), el acuerdo satisfacía a Francia pero no al emperador Leopoldo I

8 feb. 2020

Dónde fueron a parar los entoldados de antaño?

Los entoldados de las fiestas mayores de cincuenta años atrás representaban en Catalunya pequeños palacios populares por el atractivo externo, la decoración interna y el uso funcional del espacio desmontable. Han desaparecido del mapa. A diferencia de los circos montados alrededor de un mástil central, los entoldados solían ser estructuras rectangulares sostenidas desde el exterior, con montaje fácil y rápido a pesar de las comodidades y el despliegue decorativo que ofrecían dentro. Todavía trabajan en Catalunya algunas empresas especializadas. En España opera una Asociación Nacional de Empresarios de Carpas y Estructuras Móviles, aunque con un impacto social más lánguido que antes. La moda de las nuevas carpas con

6 feb. 2020

Para el duque Josep Elias con música de Bola de Nieve, en Cadaqués

Era el mes de marzo de 1980, dos años antes de morir, recién cumplidos los cuarenta. Vivía en una casita vieja de Cadaqués sin más comodidades que las indispensables. Había ganado el premio Carles Riba de poesía con el poemario Per a un duc Bach escriví música d’orgue, a Weimar y el Documenta de narrativa con el libro Descomposicions. Era uno de los autores jóvenes más valorados. Nacido en París durante el exilio de los padres, vivía de traducciones y en aquel momento estaba traduciendo a toda velocidad Conversations avec Cézanne. Empezamos a charlar con la música del disco “Horowitz plays Scarlatti”, proseguimos con unos quintetos de cuerda de Mozart

3 feb. 2020

Pequeña historia de la atracción que provoca la belleza física

En la prehistoria ya esculpían o dibujaban figuras femeninas de adoración, como el fragmento cerámico de la Venus de Gavà (la prueba del carbono 14 la sitúa entre el año 4000 y el 3750 a.C.) o la de Willendorf (esculpida entre el 25.0000 y 30.000 años a.C.). Eran de una obesidad exagerada que solo enaltecía la fecundidad. Eso cambió el siglo VI antes de nuestra era con el apogeo de la civilización griega, de la que somos deudores en tantos aspectos. No solo inventaron la democracia y la filosofía tal como las entendemos hoy, también el concepto de belleza física como lo entendemos hoy. La cultura griega arcaica ya esculpía figuras masculinas (kouros) y femeninas (koré) de anatomía perfilada. Acto seguido comenzó a esculpir la musculatura de atletas y guerreros. El vuelco se produjo con el invento de la democracia en Atenas. La mujeres representaban la mitad de la población, pero no tenían derechos legales ni eran ciudadanas, aunque su papel despuntara en las obras literarias y artísticas. Medea, Clitemnestra, Helena, Penélope, Lisístrata, Electra, Ifigenia, Hécuba, Fedra o Antígona encarnan los valores

1 feb. 2020

La princesa Pyrene y la formación del Pirineo, la fuerza del mito

La explicación científica ha resultado siempre de comprensión dificultosa, construida con un lenguaje técnico refractario a la accesibilidad. Los antiguos lo resolvieron a fuerza de recorrer a la fantasía de los mitos construida con voluntad de hacerse entender aunque no fuese verdad. Los griegos solían fabricar una historia mítica, lo más rocambolesca posible, para explicarse  hechos preexistentes. Fue el caso de las montañas de Pyrene. Sin haberlas explorado aun, sabían por relatos anteriores que existían en una región boscosa del confín entre iberos y galos. Situaron ahí una parte del periplo mitológico del su héroe Heracles, más conocido hoy con el posterior nombre latín de Hércules. Dentro de los doce trabajos “hercúleos” a los